Moda Upcycling

moda upcycling de diseñadores

¿Qué es la MODA UPCYCLING? ¿sabes exactamente qué se quiere decir con estos términos? Aunque se ha comenzado a escuchar más desde hace un tiempo, la moda upcycling no es una novedad para algunos diseñadores. Consiste en dar uso a las prendas diseñadas en su día pero que permanecen almacenadas y que pueden reinventarse con un toque de creatividad. Esos detalles novedosos en los diseños ya confeccionados los devuelven a la moda y dejan de estar «estancados».

Es, por tanto, una forma más de concretar este espíritu sostenible que se va imponiendo en el mundo de la moda: aprovechar todo lo que hay y no descartar ningún recurso, sacándoles rendimiento al máximo y evitando desperdicios. Una manera creativa y genial de ser sostenible.

Upcycling en moda
moda upcycling utilizarlo todo
moda upcycling toque creativo

Moda upcycling y creatividad

Por lo dicho antes, la moda upcycling no es reutilizar lo ya usado, no es customizar para volver a dar uso, no es ♻️reciclar. Es reinventar prendas ya confeccionadas, que estaban almacenadas, para sacarlas a la luz, para colocarlas de nuevo en los canales de moda y que nada se pierda ni se desperdicie. Tiene mucho que ver con la circularidad: volver a ponerlas en circulación.

La creatividad, por tanto, es imprescindible pues se requiere para volver a imaginar un nuevo potencial para la ropa y darle así un nuevo uso. Es lo que permite poner en valor el diseño, volver a ser moda y no quedar almacenado. La creatividad reinventa la pieza, le da el toque que la actualiza, que la vuelve a poner en funcionamiento para gustar al consumidor y satisfacer su necesidad de vestir.

Concretar la sostenibilidad

Los diseñadores de moda upcycling van aumentando en la medida que crece la necesidad de ser sostenibles; en la medida en que se cuestionan qué pueden hacer ellos como diseñadores para contribuir a una moda que cuide más y mejor de las personas y del planeta.

A ellos no les falta creatividad. Upcycling es aplicarla de otra manera: sobre prendas ya existentes. Y es que ser sostenibles no es algo abstracto sino que debe materializarse en actuaciones concretas.

También nosotros como consumidores de moda debemos preguntarnos qué puedo hacer para contribuir a esa sostenibilidad en la moda y seguro que vemos muchas formas nuevas de hacerlo.